Saltar al contenido
RosasEternas

Rosa Eterna Blanca

significado de las rosas blancas

Si el blanco es el color de la pureza, las rosas blancas necesariamente han de ser el símbolo de pureza e inocencia, veamos el significado de las rosas blancas eternas.

Por tanto, las rosas eternas blancas son un símbolo duradero que recordará en cada mirada, aquel momento en que la pureza y lealtad eterna estaba instaurada en nuestro corazón.

Imagen catálogo de rosas eternas blancas

¿Por qué elegir una rosa eterna blanca?

Las rosas eternas blancas siempre han sido el símbolo del amor más puro e inocente, de la entrega absoluta, de la sanación y de la necesidad de renovación en la vida a quien se las regalas. (O el paso hacia una nueva etapa mucho mejor) También indica puro respeto, benevolencia, admiración.

Serán las más adecuadas para poder:

  • Decorar iglesias en ceremonias de boda o bautizos
  • Dar una última despedida a un ser fallecido y dejar un recuerdo hermoso a sus seres queridos junto a un arreglo floral (expresando respeto total y absoluto)
  • Decorar mesas de comuniones (especialmente las de candy bar)
  • Recordar lo mucho que quieres a una persona que está delicada de salud y enviarle tus deseos de sanación
  • Para limpiar las energías negativas de un hogar (estas flores blancas favorecen la limpieza de las envidias y bloqueos energéticos)

La rosa eterna blanca, se podría decir que es una flor hermosa, con un significado muy potente y con una historia maravillosa detrás, ayudándonos a sentirnos mejor y ganando paz a todos los niveles (emocional y mental)

La historia de la rosas blancas

¿Sabías que la rosa blanca está relacionada con la Diosa del amor, Afrodita?

También se la conoce como la madre de todas las rosas, la primera, la impoluta, la pura, de la cual nacieron todas las demás.

A lo largo del tiempo representó organizaciones, grupos de paz, incluso acompañó a Santos y Vírgenes, como la Virgen María…

Algunas culturas étnicas (o en el campo de la videncia y la magia blanca) incluso llegaron a usar sus pétalos junto al agua salada ¡para limpiar sus campos energéticos!

Simbología de las Rosas Blancas Eternas

El amor más puro de todos, el que nace del corazón sin distracciones, se ve simbolizado por la rosa eterna blanca.

Es aquel que se entiende sin palabras y que representa a aquel que da en su total bondad, en su magnificencia, de manera fácil, por que la otra persona significa mucho.

También habla de las almas puras, de aquellas que se rigen por las causas justas, el movimiento grácil de una buena palabra, de la amabilidad…

Durante un tiempo también se le asociaron diferentes relaciones esotéricas, siendo el símbolo de la luz, la creación y el alma en su viaje a la felicidad y perfección.

Significado de las Rosas Blancas

Si habíamos hablado de que las rosas eternas rojas son el símbolo de pasión, amor seducción, la rosa eterna blanca es el símbolo de ternura y lealtad. Amor eterno es lo que entregas en cada rosa blanca que regales a tu amor.

Por eso mismo, en las bodas prima sobre todas las rosas blancas.  Si es el momento de brindar una entrega absoluta sin limitación en el tiempo, regala rosas blancas.

Y si deseas que ese símbolo de amor puro y promesa de un comienzo sea eterno, entrégalo a esa persona en forma de rosa blanca eterna.

Una rosa blanca eterna o rosa blanca o rosa preservada, será un símbolo perenne del mensaje de amor a la persona amada, sin tener que pasar por el momento doloroso de ver morir las rosas, en este caso, el mensaje de amor eterno.

Mensaje en el número de rosas blancas

Al igual que sucede con las otras rosas, las blancas eternas pueden indicarnos una cosa u otra según vayan combinadas con otras y según el número que presenten. Por ejemplo:

  • Una única puede representar amor especial y devocional. Te ama como su compañera de vida por siempre ¡y te está indicando que eligió a la verdadera y que no se equivocó, teniendo la mujer perfecta para él!
  • Dos, muestra la dedicación que tiene tu pareja hacia ti, y es que ¡quiere cuidarte para toda la vida! (¡Atención a esto si todavía no estáis casados, ya que te podría dar una pista de que pronto, todos estaréis preparando el enlace de los dos!)
  • Tres, suelen ser agasajo de aniversarios para parejas que llevan varias décadas juntos. Es una muestra y un deseo de prosperidad y avance.
  • Ocho, indica: «¡tú eres mi complemento, mi alma gemela en esta vida!»
  • Diez, te estará diciendo: «¡eres perfecta para mí tal cómo eres»!
  • Cincuenta: indica que juntos podréis superar cualquier obstáculo y es una oda a la vida, dando gracias ¡por haber compartido tanto!

Combina rosas eternas blancas con otras flores

Hablando de las rosas eternas blancas y las combinaciones, te puedo asegurar ¡que por supuesto combinándolas con otras flores conseguirás otros mensajes igual de fascinantes!

Por ejemplo, si combinas rosas blancas con rosas azules o flores de este color, estarás aportando paz y serenidad a alguien que lo necesite en un tiempo difícil, llamando a la calma.

Si lo haces con un tono rosa claro pastel o fucsia, estarás dando la bienvenida a un cambio de época, por ejemplo, a la bienvenida de la adolescencia o el paso de niña a mujer, siendo muy típica esta combinación en las puestas de largo (18 años) o fiestas de los 15 años.

Si eliges el amarillo, indicará que le aportarás una dosis de frescura y de encanto a la otra persona, haciendo que siempre pueda confiar en ti en sus momento más débiles. Le estarás indicando que contigo tendrá prosperidad económica y apoyo emocional.

Por otra parte, en unión con el rojo (como ya te comenté alguna vez) te encontrarás con una combinación perfecta para demostrar tu amor más puro, complementado por una dulce pasión, haciéndole ver a tu pareja que te sientes atraído por ella, tanto a nivel emocional como físico.

En combinación con el violeta, es perfecto para aportar tranquilidad a una persona en tiempos turbulentos, por pérdidas de personas que aman, estados emocionales nerviosos críticos, depresiones o incluso falta de autoestima.

Diferentes tipos de rosas eternas blancas

Las encontrarás de muchas maneras diferentes y algunas de ellas podrán ser:

  • Individuales: perfectas para mezclar con otras y para un momento especial en el que quieras aportar luz y tranquilidad, como regalo espontáneo en sus cajitas decoradas. (Adórnalas con un papel de regalo decorado extra en tonos dorados, melocotón o champán y triunfarás por tu elegancia)
  • Rosas eternas blancas en recipiente de cristal bajo: perfecto para decorar el hogar, en especial pequeñas mesitas de cristal del salón, son elegantes y duraderas, pudiendo ser el mejor regalo para las madres, tías o hermanas.
  • Rosas blancas eternas en cúpula de cristal: con o sin luces Led, podrás disfrutar de ellas para mostrarle a tu mujer que ella es la perfecta para ti, siendo uno de los regalos más sensibles y también más románticos que le podrás ofrecer en mucho tiempo.

Geniales para las hijas adolescentes en edad escolar (para usarlas como recompensas) sus comuniones o sus fiestas de puesta de largo, también lo son para las novias más jóvenes que todavía conservan un halo juvenil y aniñado. ¡También son las perfectas para decorar habitaciones de cumpleaños o pedidas de mano!

  • Cajas redondas de lujo de rosas eternas blancas.

Perfectas y delicadas para cualquier evento formal, suelen estar decoradas con un lazo blanco, hablando de sutileza, elegancia y una sensibilidad exquisita.

Perfecto para cuando te invitan a comer, a eventos profesionales donde hay mujeres líderes, para suegras y madres en aniversarios…

  • Centros de rosas eternas blancas con orquídeas en jarrón de cristal.

Únicos para decorar en el hogar, especialmente para la mesa del comedor, librerías con estanterías o muebles con cristaleras.

  • Rosas eternas blancas en cúpulas de pirámide de cristal.

También ¡únicas para decorar un armario, un mueble modular o una estantería de un salón!

  • Rosas eternas blancas con peluche en cúpula de cristal.

Perfectos para demostrar el amor más puro e inocente, sobre todo en los primeros tiempos de una relación.

  • Rosas eternas blancas en porta tartas de cristal.

Únicas para decorar mesas.

¿Cómo regalar una rosa eterna blanca?

La flor ya de por sí es todo un espectáculo. Y habla por si sola. Pero he aquí algunas ideas que te ayudarán a hacer tu regalo todavía más especial ¡si cabe! 😉

  • Crea ramos espectaculares para los miembros de tu familia que son mujeres, por ejemplo, mezclando rosas eternas con lirios o margaritas vibrantes, paniculata y papeles decorados de regalo de tonos champán o beige con lazos blancos o dorados. ¡Les emocionará!
  • Las cajas perfectas para guardar estas rosas, serán las de tonos negros con lazos blancos (signo de elegancia), las doradas de efecto brillante con lazo dorado (signo de glamour) o las cajas rosas pastel con lacitos de rayas rosas y blancos (signo de inocencia)

Las primeras serán las adecuadas para personas con las que quieres quedar bien y hacer que tengan una excelente imagen de ti, mientras que las últimas serán las adecuadas para las personas que estén celebrando fiestas en edad adolescente o para la niñez.

  • Son una combinación perfecta para los peluches, cuando son los cumpleaños de las niñas o para decorar diarios infantiles.
  • También son especiales para las personas mayores de la familia, para honrarlas y decirles cuanto las respetas.

En este caso, las individuales serán las que mejor funcionarán, en compañía de cartas de agradecimiento, hechas a mano y en papeles decorados especiales.

Relato con rosas

Nos gusta asociar las rosas, símbolos del amor y la amistad, con algún relato donde las rosas son protagonistas.

Porque las rosas encierran tantos mensajes de amor y desamor, las rosas eternas son testigos perennes de los mismos, al igual que los sentimientos.

Eres el pilar de la casa, gracias infinitas con una rosa blanca eterna

Un día frío de noviembre.

Ese día habíamos contemplado como ella estaba sentada apoyando sus rodillas frágiles por la edad, en el mueble auxiliar que siempre le colocábamos ante la silla cómoda y mullida que habíamos comprado cuando sus huesos ya no habían empezado a ir bien.

Observando la ventana como si volviera de nuevo a la niñez, parecía soñar ajena al bullicio de los nietos y los hijos que iban de un lado a otro, inmersos en sus pensamientos y actividades cotidianas.

¿Qué hacer ante eso? Quizás nada, porque para ella la naturaleza y contemplar el cielo era uno de los mejores premios de la vida, algo que todavía tenía ¡y a raudales!

La vida transcurría tranquila, y en esos instantes, en los que éramos felices no nos dábamos cuenta de que el tiempo pasaba, robándonos otro suspiro de aliento más, con todo lo vivido, sin quitarnos la ilusión por sentirnos jóvenes de nuevo, soñadores, activos, en una máxima plenitud.

Y era en ese pensamiento, donde nos dábamos cuenta de lo importante que era expresar nuestro amor, antes que esa vida se agotara, de que algo nos la arrebatara, siendo el instante de dar esa caricia, ese beso, ese abrazo o esa confesión de gratitud que siempre quisimos hacer.

Se había dormido, como cada tarde y la habíamos tapado con su manta preferida. Sabíamos que iba a despertar para tomar ese chocolate caliente que tanto le gustaba y con el que todos nos reuníamos para hablar de todo lo que nos había sucedido en el día a día, sintiéndonos parte de una gran familia en la que no existía el azar.

Entonces, en ese momento de descanso, le colocamos en la ventana una hermosa cúpula de cristal ligera con una gran rosa blanca, y enrollada con un lazo blanco alrededor de la cúpula, una nota enrollada, en un papel con pétalos de rosas rojas secas.

Cuando despertó, se frotó los ojos, bebió un sorbo de agua y se levantó de manera suave, casi flotando, pausadamente, para coger aquella nota, que habíamos tratado con tanto cuidado. La rosa mientras se veía resplandeciente, nítida, dando luz.

Al desenrollar la nota, escrita por todos nosotros, no pudo evitar que una lágrima de felicidad recorriera su rostro y se volvió a levantar despacio, contemplando la cúpula de cristal apoyada en el espacio libre de la ventana, dándose la vuelta y viendo a todos sonreír.

«Querida Madre,

Eres el pilar de nuestra casa y por eso te damos nuestras gracias más infinitas.

Nos acompañaste por siempre y nos consolaste, haciendo que cada tropiezo pareciera pequeño, que cada tristeza se volviera insignificante, que cada alegría se multiplicara…

Que la magia viviera en cada instante de la vida.

Mantente orgullosa, pues nuestra bondad y nuestro amor, solo es un hermoso reflejo de todo lo que tú nos diste»

Última actualización el 2021-10-23 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados